jueves, 7 de diciembre de 2017

¡LOBOS DE CUENTO !

Hoy iba a hacer una reseña , sobre uno de los cuentos de nuestra biblioteca personal, cuando de pronto me he dicho ... Este cuento tiene un lobo, un lobo, ¡ UN LOBO!.

Y como por arte de magia, ha venido a mi cabeza, la última semana de fomento de la  lectura que realizamos bajo el lema " ¡Qué viene el lobo! “.

En esta semana , hicimos una selección de libros , que lejos de los clásicos de la literatura infantil      ( caperucita, los 7 cabritillos, o los tres cerditos , entre otros) pretenden desmitificar la figura del lobo.

¿ Por qué  muchas veces los adultos le dicen a los niños qué viene el lobo o qué viene el coco?

Después cuando llegan a aproximadamente a los 4 años, comienzan las pesadillas, los sustos, los miedos.... ¿ Tenemos los adultos parte de culpa?

Nosotros pensamos que en cierto modo sí, y por ello, hicimos  una exhaustiva  selección de cuentos y autores, que como nosotros ,pretende  eliminar ese miedo hacia la figura del lobo.

En kelucuentos la frase de calma , siempre es  la misma : ¡ Los monstruos y los lobos , solo viven en los cuentos ! Ni en los armarios, ni en la habitación, ni siquiera en el baño o la cocina... ¡ En los cuentos! y al cerrarlos allí permanecen, a la espera de que los volvamos a leer.



Para haceros más fácil esta selección os indicamos por edades, y siempre según nuestro criterio, para quienes va indicado el cuento en cada uno de los casos .

2- 3 años:
¡ Qué llega el lobo!. Editorial Edelvives.

3-4 años:
¡ Voy a comedte!. Editorial Kokinos.

3-5 años:
La ovejita que vino a cenar. Editorial Beascoa.

4-6 años:
Una sopa de piedra. Editorial Corimbo.

Sabemos que existen otros cuentos con la figura del lobo, pero en muchos de ellos,  el lobo sigue siendo el malo, y en otros parece que el lenguaje ha salido de un mitin político. No todo lo que llega a nuestras manos, os lo recomendamos, pero si sabéis de otros títulos que pudieran estar incluidos , no dudaremos en darle cabida dentro de nuestra selección de ¡ LOBOS DE CUENTOS!



PARPUCHA QUIERE SER MONSTRUA


Parpucha , es una joven   que sueña con ser monstrua. En su casa todo el mundo parece estar consternado, pues una chica no puede ser monstrua, todos menos.... la abuela POCOSUSTO que ayudará a la pequeña Parpucha a pasar una serie de pruebas , con tal de verla feliz.....



El cuento de "Parpucha quiere ser monstrua" basado en la coeducación, vio la luz en papel, gracias al Concurso de cuentos de la asociación de las Moiras de Valencia en 2012. " Los cuentos que nunca te contaron"



Pero la cosa no acabó ahí, pues nuestra pequeña "monstrua"  además de ser una  de las obras galardonadas que se llevaron al papel, fue a su vez interpretada , el 31 de mayo de ese mismo año en el Centro Tot Art de Valencia, por un grupo de artistas amateur. Todo el proyecto estuvo subvencionado por fondos Europeos, pasando " Parpucha " a formar parte del mismo. 

No sé cuantos artistas noveles, o de renombre han podido ver sus obras en un teatro, pero es una sensación indescriptible vivirlo en primera persona. 



jueves, 30 de noviembre de 2017

JUGAMOS CON CUENTOS: EL MONSTRUO DE COLORES

Durante las últimas semanas , en el cole, hemos estado trabajando un proyecto en torno a la lecto-escritura donde convergen el aprendizaje cooperativo y la metodología flipped learning.

Dentro de las múltiples actividades que hemos llevado a cabo, os destacaré dos que han sido las más bonitas como parte del resultado.

Hace aproximadamente dos meses, solicitamos a la Anna Llenas, poder usar su cuento, el "Monstruo de colores " para jugar y aprender con él y de el.

El " Monstruo de colores" es un cuento que te permite trabajar múltiples conceptos, desde la numeración, las emociones, la lectura, la escritura , el orden e incluso la ayuda a los demás... por lo que tras que la autora nos diera su consentimiento ( algo importante , pues existe la llamada propiedad intelectual que todos debemos tener en cuenta) nos pusimos manos a la obra.

Además de trabajar el cuento y sus fragmentos en el aula, les propusimos a los pequeños  que cada uno se aprendiera un fragmento, (intentando darle entonación).

Poco a poco, y con el esfuerzo de los peques y la colaboración de las familias,  hemos dado alma a un cuento precioso, contado por unos peques que en algunos casos no alcanzan los 5 años.



¿ No os parecen una monería?

La experiencia a nivel de lectura y escritura, además del interés suscitado en los peques , en cada actividad del proyecto, ha sido extraordinario. ¡ Creo que es algo que deberíais probar!

Otra de las actividades que se ha unido al cuento y que ha dado mucho juego es realizar un bote de la calma.

¿ CÓMO SE REALIZA UN BOTE DE LA CALMA?

Coger una botella vacía de agua, transparente y pequeña. Añadir los siguientes elementos. 

- Glicerina ( no usar, ni gomina, ni aceite como hemos visto en algunas páginas, queda turbio, o no se forma)
- Agua + Colorantes alimenticios (esta segunda parte es opcional. Nosotros decidimos trabajar la mezcla de colores y obtener el verde: calma)
- Añadir purpurina: a ser posible grande ( tipo estrellas) para que se vea claramente.

El bote de la calma es un recurso muy bueno para usar con los peques y bien gestionado, puede dar unos resultados fantásticos.


jueves, 23 de noviembre de 2017

DÍA DE LOS ABRAZOS

El próximo sábado día 25 de noviembre , se celebra el Día Internacional contra la Violencia de género. A diferencia de otras etapas en Infantil, esto podría reducirse a " Día Internacional contra la Violencia" independientemente al género. 

Sin embargo, el no pegar, no molestar, no acusar, y que cada uno tenga la libertad de decidir, es algo que forma parte habitual del quehacer diario de un aula de Infantil. 

Por todo ello, desde hace unos cursos, cada vez que esta fecha se acerca, decidimos combatirlo con lo mejor que tienen los peques de 1º y 2º Ciclo de Infantil: ¡Con besos y abrazos!. 

Durante toda la semana previa a esta fecha , los peques comienzan cada mañana con un cuento, cuento que gira en torno a temas afectivos , en los que se incluyen besos y abrazos. Además usamos una palabra mágica, cada año en un idioma distinto,  como palabra clave para abrazarnos independientemente de lo que se estemos haciendo en ese momento en el aula, esta última parte sólo la aplicamos en el día de los abrazos, de forma que se crea un clima entre los peques muy especial. 

Este año la palabra es " tauahi" y es de origen maorí. 

Aquí os dejamos  nuestra selección de cuentos " besukonistas" , por si al igual que nosotros , pensáis que hay guerras que  se combaten a besos 


lunes, 13 de noviembre de 2017

KIRICO Y CHISPITAS: EL CONJURO DE LAS GOMINOLAS

Los cuentos , en muchos casos son útiles para transmitir valores, valores como el de la amistad que surge entre los protagonistas del cuento, tras intentar fastidiarse inicialmente.

En ocasiones, el orgullo , está por encima del perdón y del olvido, algo que rara vez ocurre entre los más pequeños, quienes olvidan en poco tiempo cualquier afrenta que otro de sus iguales le realiza.

El cuento de Kirico y Chispitas : el secreto de las gominolas, yo se lo presento a los peques de mi clase por estas fechas , para introducir en el aula, el " Rincón de la Paz". ¿ Que hay mejor que captar su atención con algo que les encanta como son las chuches?

El Rincón de la Paz, es el lugar en el que tras un conflicto entre iguales, son ellos mismos los que pueden expresar que les ha molestado, disculparse por algo , y/o justificar sus actuaciones.

La única condición es que por turnos deben hablar y escucharse , teniendo como máximo el tiempo que indica el reloj de arena. En ese punto deben haber llegado a un acuerdo. También podrán recurrir a él, los peques que se noten intranquilos, enfadados por algo externo al aula, o cualquier otro motivo que ellos sientan que necesitan volver a la calma.

Inicialmente puede parecer una técnica compleja, pero con constancia y bien preparado, da muy buenos resultados.

¿ QUE CONTIENE EL RINCÓN DE LA PAZ?

- Un reloj de arena.
- Una maraca ( a modo de micrófono ). El que contiene este objeto, es el que tiene el turno de palabra.
- Una silla
- Un lugar concreto ( que delimitaremos con cintas , alfombras...)

Otros objetos que puede contener :

- Un peluche, para colocar en la tripa y controlar la respiración.
- Una pelota anti estrés


El cuento infantil, además poder ser un punto de inicio puede adaptarse a la edad en la que están los peques . Ejemplo de ello, es como , mi crítico personal ( mi hijo) y yo os contamos el cuento de la clase de los " 3 años".

Espero que os guste.



domingo, 5 de noviembre de 2017

JUGANDO CON LOS CUENTOS: LA MOSCA FOSCA


Hay mil formas de contar un cuento y dentro de dicho cuento mil caminos para poder motivar a un niño.

Aquí os propongo algunas formas para trabajar con " La casa de la Mosca Fosca" de Eva Mejuto y Sergio Mora. La Casa de la Mosca Fosca, es un cuento repetitivo, de gran musicalidad, lo que hace que los peques puedan retenerlo y anticiparse con facilidad.

La anticipación permite a los niños adelantarse a lo que posteriormente ocurrirá y eso fomenta su confianza en la respuesta, mejora su autoestima y su capacidad de memorización.


Aquí os dejo un fragmento realizado con mi hijo , que no llega a los 3 años de edad y que es mi mayor crítico, además de los peques de mi clase.




Casi de forma paralela , el cuento de la mosca fosca, nos permite trabajar con la metodología ABN , el conteo , la relación número- cantidad y los personajes de la misma.

¿ Qué material necesitamos?

- Tomar la imagen de cada personaje, o bien varias veces la del personaje principal . Yo en mi caso, me ceñí a una única imagen  repetida 7 veces ( que es el número hasta el que se trata en el cuento), pero todo depende de la edad de los peques. Os recomiendo plastificar.

- Un matamoscas.

- Velcro adhesivo. Pegaremos la cara más dura en el matamoscas, y la más suave en la cara trasera de las moscas o personajes.

- Tarjetas de número y cantidad .

El resto es jugar un poco como al come-bolas, y con el matamoscas ir cogiendo animales. Cuando el tiempo acaba, todos levantan el matamoscas, cuentan y buscan el número.


¡ Les encanta!







viernes, 3 de noviembre de 2017

PULGUITA , PULGORRA Y PULGARRÓN



         Julia corría contenta calle abajo, papá llegaría de trabajar y como siempre, le contaría un cuento antes de dormir. Julia, tenía 5 años, y le encantaban los cuentos que papá solía contarle. Su cuentos eran distintos a los que contaba  la Señorita Lua en el cole, porque no tenían princesas, ni castillos encantados, no había dragones, ni mazmorras, ni fieles caballeros. Los protagonistas de los cuentos de papá solían ser animales, bichos e incluso personas de su entorno. Así se enteró Julia de que su hermano Tomás venía de camino, pues todavía su mamá lo tenía en la tripa y le daba de comer todos los días de forma invisible, para que fuera tan guapo como ella. Al menos eso es lo que su papá le contaba.

     Aquella noche, papá llego a casa con los ojos rojos, parecía que estaba triste, y mamá estaba preocupada. Julia pensó entonces que esa noche, no habría cuento y que debía comerse aquel feo pescado sin rechistar, pues algo raro estaba pasando….


– ¡TOC TOC! ¿Puedo pasar Garbancita?- Dijo papá al entrar en la habitación de Julia.
A Julia le encantaba el nombre de Garbancita, pues era un nombre que sólo papá utilizaba con ella y eso le hacía sentirse especial ¿Le seguiría llamando así cuando naciera Tomás?- pensó en aquel momento Julia-  Seguro que sí, porque papá buscaría otro nombre para él y el nombre de Garbancita ya tenía dueño… ¡Ella!

Papá se sentó en la silla que había junto a la cama de Julia, acarició a la pequeña y puso los codos sobre las rodillas.

-Hoy te contaré un cuento especial Julia, es muy importante que prestes  atención y que recuerdes todo lo que te voy a contar.

Erase que se era, una pequeña familia de pulgas, Pulguita, Pulgorra y Pulgarrón. , los 3 vivían felices en “Pequeña cabeza” y habían hablado muchas veces de visitar otros suculentos lugares y poder descubrir el mundo…

Pulgarrón que era el más veterano, trabajaba muy duro elaborando con su masa, las casas para otros habitantes de “Pequeña cabeza” y la Sra. Pulgorra tejía sin parar, jerséis y peucos  para los nuevos  habitantes de la aldea. Aquella parecía una vida feliz para la familia Pulga que ahorraba con la intención de viajar algún día, pero que como bien decía la Sra. Pulgorra, por un roto o un descosido, el viaje no llegaba y siempre acababan ayudando a  sus amigos y familiares .

Un día  de Enero, cuando más frió hacía en “Pequeña cabeza” Pulgarrón recibió la peor de las noticias que hubiera querido escuchar de boca del Sr. Chinche:

–  Sr. Pulgarrón, han sido muchos años trabajando juntos para construir la ciudad de “Pequeña cabeza” pero los mosquitos, las chinches y los escarabajos han dejado de necesitar nuestras casas, por lo que nos vemos obligados a decirle adios.Queda usted despedido.

– ¿Despedido Sr. Chinche?- repitió Pulgarrón- ¿Y como comeremos Pulguita, Pulgorra y yo, Señor?

–  No lo sé Pulgarrón, no lo se…- dijo apenado el Sr. Chinche.

Pulgarrón llegó a casa triste y pensativo, algo tendría que hacer, pues los ahorros que tenían no eran suficientes para comer toda la vida…

– Papá este cuento parece muy triste…- dijo Julia apenada.

-Lo se Julia, por eso es importante que escuches toda la historia.

Pulgarrón y la Sra. Pulgorra, hablaron mucho rato, sobre aquella situación, que si el pelodinero, que si las pelofacturas, que si como lo haremos, que si nos tendremos que ir a vivir con los abuelos Pulga… Parecía que de un momento a otro, sus cabezas echarían humo, cuando de repente…

–  DIN, DONG- sonaba el timbre de la puerta.

– Buenos días Sra. Pulgorra- Dijo la señora Cucaracha- vengo a por 20 pares de peucos para mis retoños, que este invierno parece muy frío. ¿Me los podría usted hacer? Yo le pagaré lo que haga falta- dijo con gran ímpetu la Sra. Cucaracha-  ¡Ya sabe que a mi eso de hacer cosas manuales no se me da muy bien!

– Perfecto Sra. Cucaracha, no hay problema en 2 días sus 20 pares de peucos estarán puntualmente- respondió la Sra. Pulgorra.

– DIN, DONG- Volvió de nuevo a repiquetear el timbre.

– Buenos días Sra. Pulgorra, ¿Está su marido en casa?- Dijo el Doctor Mosquito- Necesitamos que nos arregle unos cuantas grietas y agujeros que han salido esta mañana en la consulta. Dígale que pase en cuanto pueda.

-Muy bien así lo haré doctor Mosquito- dijo la pulga algo desconcertada por tanta visita.

-DIN, DONG- seguía sonando el timbre

-Buenos días Sra. Pulgorra. Esta mañana he hecho  unos pasteles y he venido a traerle unos cuantos- dijo la Sra. Piojo – Así de paso, le encargaba un jersey para mi sobrina, que es muy friolera y vive en “Perro perdido”

Poco a poco, se fue formando en casa de la familia Pulga, una pequeña cola de vecinos, que tras conocer la noticia del despido del Sr. Pulgarrón habían querido compartir con ellos sus pasteles, su  comida y sobre todo su apoyo incondicional.

Muchos de ellos habían optado por hacer diferentes  encargos a la familia Pulga, con la finalidad de que pudieran recaudar pelodinero y de esa forma, no tener que abandonar “Pequeña cabeza” ,incluso el Sr. Moscardón le ofreció trabajo al bueno de Pulgarrón.

Las cosas, parecían mejorar, gracias a la solidaridad de todos los vecinos que por allí pasaban.

En ese momento, Julia, giro la cabeza hacia la ventana, y vio un montón de luces que parecían decorar el Jardín. Pero… ¿Que veían sus ojos? ¿Eran los vecinos? Papá algo emocionado dijo a Julia:

– Ves Garbancita, mira cuanta gente ha venido a ayudarnos esta noche. Es importante que colabores siempre con quien más lo necesita y ayudes desinteresadamente al que tiene una mayor carga, pues eso y unos maravillosos vecinos han hecho que el cuento de esta noche, tenga un final feliz.

Y colorín colorado, este pulgoso cuento, se ha acabado.